• Anuncios

Feria Nacional del Piteado – 9 de mayo 2015

 

Fuente: Feria Nacional del Piteado

 

 

Anuncios

El Piteado

Piteado

De Wikipedia, la enciclopedia libre

Detalle de un cinturón de piteado hecho a mano

Detalle de un cinturón de piteado hecho a mano

Punteador labrando en una talabartería de Colotlán

Punteador labrando en una talabartería de Colotlán

Variedad de cinturones piteados

Variedad de cinturones piteados

El Piteado es una técnica artesanal del centro de México.

El piteado es un estilo de artesanía que utiliza la fibra de pita, una planta que crece en México, especialmente en la zona boscosa de Oaxaca. En este tipo de artesanía se logra bordar cinturones, chalecos, botas, artículos para montar, monturas, etc. La fibra de pita es una fibra muy resistente y dura, esta es tomada en los labios, donde la saliva reblandece la fibra, la cual es por medio de la técnica tradicional bordada para tomar diferentes estilos.

A pesar de que la fibra para el piteado proviene principalmente de Oaxaca, el lugar de donde provinen los principales artículos piteados es Colotlán, en Jalisco y algunos otros estados de la República Mexicana.

Los artículos bordados con pita conocidos como piteados, son básicos para los atuendos típicos, tradicionales y de lujo de la zona de Jalisco, San Luis Potosí, Durango y Zacatecas.

Navegación
Herramientas
En otros idiomas

[ad#adsense336x280]

Las Artesanías

Color Vivo de Jalisco
Espíritu es la palabra que distingue a las artesanías de Jalisco, es en ellas en donde la magia se vuelve obra que decora y muestra la vida de todo un pueblo; son elementos que plasman historias gracias a la habilidad de su artesano creador.

Bordando

En barro, cerámica o metal, madera, papel o cristal, las artesanías son parte de la vida cotidiana; ollas, jarrones, esculturas, muebles y flores son muestra del talento jalisciense. Desde la figura más sencilla hasta la finura de un trabajo de la más alta calidad, las creaciones son irresistibles. Las artesanías de Jalisco son refugio para los amantes de lo bello, sus tonos y texturas engalanan el sitio donde se encuentren, su presencia motiva las sensaciones porque son piezas fantásticas que nos hacen recrear armonía.

EI recorrido por el arte en la tierra del tequila comprende lugares que son cuna de estos ornamentos. Reconocidos internacionalmente, Tlaquepaque y Tonalá, atesoran el arte en su máxima expresión, es por eso que son considerados los centros artesanales más importantes de México. Sin embargo, el derroche de belleza artesanal se extiende hacia otros poblados como Sayula, con sus famosos cuchillos y navajas; Zocoalco de Torres, por sus equipales; Colotlán tiene maravillosos trabajos de piel para la charrería; en Talpa de Allende el chitle -especie de látex- sirve para hacer figuras pequeñas, muy vistosas; Teocaltiche tiene la fama de elaborar el juego de ajedrez tallado en hueso, así como flores y otras figuras; también están los jorongos de Jocotepec, las faldas, tejidos y fajas de Tuxpan, así como los manteles deshilados y pepenados en San Juan de los Lagos.

[ad#adsense336x280]

Chápala, por supuesto, no puede faltar, en Ajijic el arte goza de distintas manifestaciones artísticas, desde pintura y escultura hasta telares preciosos. Parte esencial de este digno trabajo son los indígenas; los collares, pulseras y coloridas figuras en chaquira son muestra presente de la creatividad artesanal del noroeste de Jalisco.

ALGUNAS ARTESANIAS REPRESENTATIVAS DE JALISCO

Posible edad de la técnica del piteado:

El señor Ignacio Quezada nacido el 17 de agosto de 1932, es una de las personas con mayor antigüedad en el conocimiento del oficio del piteado. Comenzó a bordar en 1942 cuando tenía 10 años de edad, iniciado con el señor Rafael del Real, con quien estuvo 3 meses. Al no tener más motivación, se fue como aprendiz y ayudante con el señor Cruz Fernández “grande”, en donde aprendió la técnica utilizada por el viejo, la cual consistía esencialmente en la realización de ajuar para pistolas; aunque otros realizaban albardas y cabezadas. El señor Quezada estableció su taller en octubre de 1950.
Contactanos y envia tus comentarios.
Sr. Ignacio Quezada

Ignacio Quezada

Si en el 2007 el señor Quezada tiene 75 años, en 1942 debió tener lógicamente 10 años, y suponiendo que don Cruz Fernández “grande” tenia 60 años (1942) cuando el señor Quezada tendría los 10 años nos haría suponer que, de igual forma, el señor Cruz Fernández pudo haber aprendido a los 15 años, es decir alrededor de 1897, cuando se cree llego gente del interior de la republica, con los movimientos de la revolución o bien el porfiriato. Si en 1889 la fibra ya se conocía en Paris y en 1927 ya se usaba en talabartería, pudo haber iniciado en el año de 1890, y 7 años después aprendería la técnica el señor Cruz Fernández “grande”.

Para 1937 -relata Carlos Casas (1989)- según directorio general de Jalisco, existían en Colotlán dos talabarterías cuyos propietarios eran J Cruz Fernández y Nicolás Orozco.

EN RESUMEN:

1889 Exposición de la fibra, Paris Francia, donde se exhibía la fibra de pita.
1890 Se considera que inicio el uso de la fibra para la talabartería.
1897 Se cree, aprendió la técnica el señor Cruz Fernández.
1927 Con certeza, ya se usaba la pita en la talabartería.
1937 Existen dos establecimientos formales (talabarterías) en Colotlán.

Dados los datos y consideraciones anteriores, la técnica del piteado tendría actualmente en el año 2007: 117 años de antigüedad, considerando su inicio en 1890, ya que don Mariano Barcena en su ensayo estadístico del Estado de Jalisco (1888), nos reporta para la citada región las actividades referentes al piteado, con lo que se refuerza la afirmación anterior.

Fuente de la información.
Libro: Fuente y arte del piteado